NEWS

Castellón Global Program
10
jun

El proceso abierto de la innovación

“Conforme avanzamos, vamos hallando las preguntas que guían nuestra ruta a la innovación”, José Ochoa

 

En la tercera sesión de la 8ª edición del Castellón Global Program (CGP), José Ochoa, experto en Design Thinking en Conversaction, facilitó las sesiones de los 4 y 5 de junio, en sesiones prácticas de Design Thinking. Aplicando el modelo de trabajo de Element4 a dos de los proyectos de las empresas participantes en el programa, aprendimos cómo trazar nuestro itinerario hacia la generación de propuestas rompedoras. Las cuatro grandes etapas del pensamiento de diseño son:

 

  1. Indagar

Cuando se nos presenta una necesidad de generar innovación conviene que capturemos la información más útil. Tendremos que hacerlo no sólo con datos e informes, sino intentando captar desde la subjetividad cómo se siente quien va a usar el resultado de nuestra iniciativa.

  1. Sintetizar

Con lo que sabemos, tenemos que ser capaces de formular el reto, expresar qué es lo que queremos resolver, mejorar o cambiar de forma radical. Tenemos que expresar cuál es el desafío al que vamos a hacer frente.

  1. Idear

Ahora llega el momento de generar ideas y la clave está en la cantidad, cuantas más mejor. Sin juzgarlas, sin evaluarlas. Luego llegará el momento de ver si son viables (en el negocio) y factibles (técnicamente). Pero ahora tenemos dejar volar la imaginación, romper patrones, pensar de formas no convencionales y divergentes.

  1. Formular

Una vez que hemos elegido una idea hay que trabajarla, prototiparla y someterla a prueba con los usuarios, clientes, destinatarios. Lo importante es obtener información de ellos, ver sus reacciones, aprender de ello para volver a realizar un prototipo y testarlo de nuevo.

Como vemos, estas etapas son iterativas, pero además no son lineales. Puedo empezar generando ideas para provocar la exploración y así saber qué tengo que indagar. Puedo arrancar con un prototipado rápido que me permite expresar el desafío en la síntesis y, después de producir ideas darme cuenta de que tengo que reformular el desafío.

En la sesión virtual nos enfrentamos de manera práctica a este ciclo y pudimos trazar el itinerario de cada uno de los dos equipos de trabajo. Así descubrimos que lo importante en el pensamiento de diseño no es hallar la respuesta, sino conseguir hacerse las preguntas adecuadas. A continuación puedes observar uno de los casos resueltos en la sesión práctica.

CGP2020_Element4_Grupo1

Leave a Reply